Es impresionante lo mucho que me ha gustado descubrir a esta actriz porno llamada Nikki Waine, una mujer que tiene un culo tremendo y unas ganas de follar que no son normales, tanto que se ha puesto a follar con sexo anal hasta que le han reventado el culo y la han dejado con un agujero en el culo de un tamaño considerable por la polla tan grande que se ha metido entre pecho y espalda. Desde luego que el cuerpo que tiene invita a que uno se enamore de él y tenga fantasías sexuales. A todos los hombres nos pierden mujeres que tienen unos buenos muslos y un buen culo, y esta no iba a ser menos de ninguna de las maneras, como aquí comprobáis. Lo mejor también su lencería: muy picante y perfecta para la ocasión.