Maduras

La madura que ha contratado a este chico, tengo que decir que es una buscona, una de esas que siempre está al tanto de a ver si caza algún chico con buena polla, con poco cerebro pero con abdominales bien marcados y pene grueso y largo, que la haga disfrutar como una viciosa, como la viciosa que es en realidad. Es de las experiencias más cachondas que podrás vivir: estar tranquilamente en tu puesto de trabajo y encontrarte con ella, que está con las tetas sacadas en el jardín y esperando a que le des bien duro. Eso sí: labios operados, y tetas operadas también, que no se diga, pues lo que le gusta a ella es ese ritmo vertiginoso del sexo duro y con poca pasión pero con mucha intensidad.